¿Es cierto que la marihuana te ayuda a perder peso?

Seguro que habías escuchado eso de que fumar marihuana induce el apetito. Y no es del todo falso, ya que ciertos receptores de nuestro cerebro producen la liberación de hormonas que nos hacen tener hambre y, por tanto, comer más incluso aunque estemos saciados. Este engaño del cerebro se conoce como munchies, que viene del verbo inglés to munch (mascar, roer).

Estudio del American Journal of Epidemiology

Sin embargo, algunos estudios recientes han demostrado que fumar marihuana no está relacionado con el aumento de peso, sino que más tiene el efecto contrario y podría ayudar a perderlo. Es el caso del estudio publicado en el American Journal of Epidemiology, que dice que se ha observado que los consumidores de marihuana tienen menos probabilidades de ser obesas que las personas que no lo hacen, incluso teniendo en cuenta que fumar cannabis aumenta el apetito.

Los investigadores sospechan que la relación directa entre consumo de marihuana y descenso de peso podría estar provocado por el tetrahidrocannabinol (THC), el compuesto de la marihuana que causa drogadicción en sus consumidores.

A fin de demostrar el vínculo entre el THC y la pérdida de peso, los investigadores de la Universidad de Calgary experimentaron con ratones, tanto con ratones peso normal como especímenes que sobrepasaban los índices de obesidad, a los cuales se les administraba a diario el THC.

La investigación dio sus frutos y los científicos comprobaron que el THC no tuvo ningún efecto sobre el tamaño de los ratones de peso normal, pero que sí llegó colaboró en la pérdida de peso de los especímenes obesos. A partir de ese instante, se planteó la hipótesis de que esta reacción tenía que deberse a que el THC causaba ciertos cambios en el microbioma intestinal, colaborando de forma positiva a regular la digestión y, con ello, a facilitar y fomentar la pérdida de peso.

¿Realmente perder peso se debe a fumar marihuana?

No obstante todo esto y, tal y como nos recomiendan desde la Grow Shop Eurogrow, es importante tener en cuenta que el cannabis no es ni la forma más adecuada ni la solución definitiva para bajar de peso, ya que este hecho depende enormemente del ejercicio que practiques y tus hábitos alimenticios que, si son poco saludables, conducirán a un aumento de peso, haciendo que fumar marihuana no te ayude a tener un menor IMC (Índice de Masa Corporal).

A lo largo de los años, se sucedieron más estudios realizados en países como Italia, Canadá o Reino Unido que buscaban repetir y ampliar los hallazgos de la Universidad de Calgary, llevando a algunos investigadores a concluir que existe una inmediata y fuerte correlación entre el consumo de marihuana y la reducción del IMC. Y no sólo eso, sino que, además, esa correlación se mantiene incluso controlando otras variedades importantes como la edad, el sexo o la motivación que lleva a una persona a fumar marihuana (en algunos países es legal que los pacientes de cáncer, por ejemplo, consuman marihuana como método paliativo del dolor).

Llegados a este punto tenemos que esclarecer un dato importante y es que, todos estos estudios han conseguido demostrar una fuerte asociación, pero no prueban una relación causal. Todos los investigadores parecen estar de acuerdo en que el cannabis puede colaborar a que sus consumidores bajen de peso, pero sigue siendo preciso realizar más estudios y experimentos de control para poder afirmar con rotundidad que este método realmente funciona y, en especial, como para que sea seguro recomendarles a los pacientes con grave sobrepeso que usar marihuana es la forma de alcanzar sus metas.

Es decir, como decíamos antes, la fórmula para adelgazar no está en el cannabis, sino en una dieta equilibrada y en hacer ejercicio de manera asidua, que es lo que sí está demostrado que puede ayudarnos a bajar de peso o, al menos, mantenerlo.

¿Te ha sido útil esta información?
(Sé la primera persona en votar)
¡Déjanos tu comentario!